Lo que está ocurriendo en la OMC

NOTICIAS: COMUNICADOS DE PRENSA 2002

PRESS/307
1° de agosto de 2002
Director General
El Consejo General de la OMC rinde homenaje al liderazgo del Director General Mike Moore al tocar a su fin su mandato

150pxls.gif (76 bytes)
VER TAMBIÉN:
Comunicados de prensa
Noticias
Discursos: Mike Moore


Los Embajadores ante la OMC, en representación de distintos grupos informales, agradecieron al Director General Mike Moore por sus esfuerzos, su sentido de responsabilidad y su consagración a la labor de la Organización. Respondieron así al discurso de despedida que el Sr. Mike Moore había pronunciado ante el Consejo General de la OMC el 31 julio, en el cual había destacado la necesidad de impartir una dinámica urgente al Programa de Doha para el Desarrollo con la mira de mejorar los niveles de vida, en particular en los países pobres.

El Sr. Moore, quien deja su cargo al fin de agosto tras completar un mandato de tres años, dijo así a los Embajadores y a otros representantes de los Miembros de la OMC: “Nuestras estructuras de negociación están establecidas y los trabajos sustantivos están bien encaminados … Corresponde ahora a los negociadores trabajar con dedicación y flexibilidad para hacer realidad los beneficios que ofrece el sistema multilateral de comercio”.

El Director General destacó que el Programa de Doha para el Desarrollo era urgente porque más de la mitad de la población del mundo seguía viviendo con menos de 2 dólares por día y la feliz conclusión de la ronda podía ayudar a sacar a miles de millones de personas de la pobreza. “Este Programa está destinado a ellas. Nuestra mayor motivación son los pueblos a cuyo servicio estamos”, dijo el Sr. Moore, que asumió sus funciones de Director General en septiembre de 1999.

El Sr. Moore dijo a los delegados que se enorgullecía de lo que juntos habían logrado en los tres últimos años: “Se ha restablecido la confianza en el sistema después del revés sufrido en Seattle. Aunque hemos seguido teniendo la mira básicamente puesta en la liberalización del comercio, también hemos situado legítimamente las cuestiones del desarrollo y los intereses de nuestros Miembros más pobres en el centro de nuestros trabajos”.

“El éxito notable del lanzamiento de una nueva ronda de negociaciones comerciales en Doha el año pasado –añadió– ha creado enormes posibilidades para promover las condiciones de los pueblos de todo el mundo”.

El Sr. Moore observó que, desde Doha, los procesos de la OMC eran mucho más inclusivos para facilitar la participación de los Miembros más pobres mediante la asistencia técnica y la creación de capacidad; la OMC era más transparente y se responsabilizaba más en su acción; había establecido una cooperación y una coherencia más estrechas con las organizaciones regionales e internacionales y había hecho auténticos progresos en los esfuerzos por mejorar su imagen y dar participación a la sociedad civil y se había fortalecido a la Secretaría para prestar un mejor servicio a los Miembros.

En nombre del grupo de Asia, la Embajadora de Indonesia, Sra. Halida Miljani, expresó su “más profundo reconocimiento por su extraordinaria gestión directiva, que ha impartido nuevo ímpetu y orientación a la OMC”.

Dijo que los logros más notables de su gestión habían sido “los esfuerzos que había desplegado para orientar la asistencia técnica y la creación de capacidad con la mira de ayudar a los países menos adelantados y a los países en desarrollo a participar más fructíferamente en las diversas negociaciones y en el sistema multilateral de comercio”.

El Embajador de Zambia, Sr. M.B. Bowa, en nombre de los países menos adelantados, declaró que la OMC había experimentado una grata metamorfosis merced a la “enorme contribución” del Director General. Manifestó su agradecimiento por la “incansable campaña” que el Sr. Moore había hecho ante los donantes para movilizar recursos y por su “anhelo inquebrantable de ayudar a los países menos adelantados a mejorar su perfil en la OMC”.

El Embajador de Panamá, Sr. Romel Adames, coordinador del grupo de países de América Latina y el Caribe, manifestó su “sincero agradecimiento” al Sr. Moore porque durante su mandato, el Director General había “dejado una impronta inolvidable en esta Organización”.

El Embajador de Nueva Zelandia, Sr. Timothy Groser, en nombre de los países desarrollados, dijo que el Sr. Moore había presidido la nueva ronda, “la joya de la corona” de su mandato: “Usted puede dejar esta institución sabiendo que no sólo ha hecho usted una buena gestión, sino que vamos a coronar con éxito el Programa de Doha para el Desarrollo, que con tanta habilidad supo forjar”.

El nuevo Director General, Dr. Supachai Panitchpakdi, comienza su mandato de tres años el 1º de septiembre de 2002.