Topics handled by WTO committees and agreements
Cuestiones abarcadas por los Comités y Acuerdos de la OMC

EXÁMENES DE LA POLÍTICAS COMERCIALES: SEGUNDO COMUNICADO DE PRENSA Y CONCLUSIONES DEL PRESIDENTE

Noruega: noviembre de 2000
COMUNICADO DE
PRENSA
PRENSA/TPRB/146
14 de noviembre de 2000

El Órgano de Examen de las Políticas Comerciales de la Organización Mundial del Comercio (OMC) llevó a cabo su segundo Examen de las Políticas Comerciales de Noruega los días 21 y 23 de junio de 2000. Adjunto figura el texto de las observaciones recapitulativas del Presidente, donde se reseñan los puntos más destacados que se plantearon durante los debates.

175pxls.gif (835 bytes)

Ver también:

primer comunicado de prensa
>
Resumen del informe de la Secretaría
>
Resumen del informe del Gobierno


ÓRGANO DE EXAMEN DE LAS POLITICAS COMERCIALES: NORUEGA
EVALUCIÓN DEL OEPC

Este tipo de exámenes permite al OEPC realizar a intervalos regulares una evaluación colectiva de todas las políticas y prácticas comerciales de cada país Miembro, para seguir de cerca las tendencias y acontecimientos importantes que puedan tener repercusiones en el sistema mundial de comercio.

El examen se basa en dos informes, uno de la Secretaría de la OMC y otro del Gobierno objeto de examen, en los que se consideran todos los aspectos de las políticas comerciales del país de que se trate, entre ellos sus leyes y reglamentos nacionales, el marco institucional, los acuerdos bilaterales y regionales y otros acuerdos preferenciales, las necesidades económicas más generales y el entorno exterior. Más adelante se publicará la documentación completa del examen de las políticas comerciales de Noruega, que comprenderá, además de esos dos informes, un acta del debate y el resumen del Presidente. Esa documentación podrá solicitarse a la Secretaría de la OMC, Centro William Rappard, 154 rue de Lausanne, 1211 Ginebra 21.

Desde diciembre de 1989 se han llevado a cabo los siguientes exámenes: la Argentina (1992 y 1999), Australia (1989, 1994 y 1998), Austria (1992), Bahrein (2000), Bangladesh (1992 y 2000), Benin (1997), Bolivia (1993 y 1999), Botswana (1998), el Brasil (1992, 1996 y 2000), Burkina Faso (1998), Camerún (1995), el Canadá (1990, 1992, 1994, 1996 y 1998), Chile (1991 y 1997), Chipre (1997), Colombia (1990 y 1996), las Comunidades Europeas (1991, 1993, 1995, 1997 y 2000), Corea, República de (1992, 1996 y 2000), Costa Rica (1995), Côte d'Ivoire (1995), Egipto (1992 y 1999), El Salvador (1996), los Estados Unidos (1989, 1992, 1994, 1996 y 1999), Fiji (1997), Filipinas (1993), Finlandia (1992), Ghana (1992), Guinea (1999), Hong Kong (1990, 1994 y 1998), Hungría (1991 y 1998), la India (1993 y 1998), Indonesia (1991, 1994 y 1998), Islandia (1994 y 2000), Islas Salomón (1998), Israel (1994 y 1999), Jamaica (1998), el Japón (1990, 1992, 1995 y 1998), Kenya (1993 y 2000), Lesotho (1998), Macao (1994), Malasia (1993 y 1997), Malí (1998), Marruecos (1989 y 1996), Mauricio (1995), México (1993 y 1997), Namibia (1998), Nicaragua (1999), Nigeria (1991 y 1998), Noruega (1991, 1996 y 2000), Nueva Zelandia (1990 y 1996), el Pakistán (1995), Papua Nueva Guinea (1999), el Paraguay (1997), el Perú (1994 y 2000), Polonia (1993 y 2000), la República Checa (1996), la República Dominicana (1996), la República Eslovaca (1995), Rumania (1992 y 1999), Senegal (1994), Singapur (1992, 1996 y 2000), Sri Lanka (1995), Sudáfrica (1993 y 1998), Suecia (1990 y 1994), Suiza (1991 y 1996), Swazilandia (1998), Tailandia (1991, 1995 y 1999), Tanzanía (2000), Togo (1999), Trinidad y Tabago (1998), Túnez (1994), Turquía (1994 y 1998), Uganda (1995), el Uruguay (1992 y 1998), Venezuela (1996), Zambia (1996) y Zimbabwe (1994).

  
  
ÓRGANO DE EXAMEN DE LAS POLÍTICAS COMERCIALES: NORUEGA
OBSERVACIONES FORMULADAS POR EL PRESIDENTE A MODO DE CONCLUSIÓN
Volver al principio

Hemos mantenido un debate positivo y abierto sobre las políticas comerciales de Noruega. Los Miembros del OEPC han quedado evidentemente impresionados por los excelentes resultados económicos de Noruega y por su alto nivel de vida. Eso se logró, en buena parte, gracias a un régimen de comercio liberal, una política macroeconómica disciplinada y la inteligente administración de sus recursos naturales. A ese respecto, los Miembros han subrayado la creación de un fondo especial para la distribución intergeneracional de los ingresos procedentes del petróleo y el gas. Los Miembros han felicitado a Noruega por su apoyo a los países en desarrollo y los menos adelantados, que incluye tanto la ayuda directa como las preferencias arancelarias. Se han congratulado inequívocamente por la participación activa y constructiva de Noruega en la OMC, y no menos por el liderazgo ejercido en el Consejo General por el Embajador Bryn.

Con respecto a las políticas comerciales, los Miembros han expresado puntos de vista divergentes sobre la posición de Noruega. Han reconocido el compromiso general de Noruega con las políticas liberales de comercio e inversiones. Sin embargo, varios Miembros han cuestionado el alto grado de ayuda otorgado al sector agropecuario.

Los Miembros han reconocido que Noruega aplica aranceles NMF bajos a los productos manufacturados. Además, en la práctica, esos productos gozan a menudo de acceso libre de derechos con arreglo a varios acuerdos preferenciales que mantiene Noruega. Se invita a Noruega a que haga extensivo ese tratamiento a todos los Miembros de la OMC. Asimismo, los Miembros señalaron que Noruega no hace uso de medidas protectoras del comercio. Han indicado que Noruega es el único país que ha eliminado antes de lo previsto prácticamente todas las restricciones cuantitativas aplicadas con arreglo al Acuerdo sobre los Textiles y el Vestido.

Los Miembros han señalado que aunque la inversión y la propiedad están generalmente abiertas a los extranjeros, subsisten algunas restricciones. En algunos casos se otorga trato preferencial a los inversores del EEE. Han alentado a Noruega a atenuar esas restricciones y generalizar el trato preferencial concedido a los inversores del EEE. Los Miembros han subrayado el alto grado de liberalización ya realizado en el sector de los servicios.

El concepto de multifuncionalidad se halla en el centro del debate sobre el alto grado de asistencia que Noruega concede a la agricultura. Mientras que algunos Miembros han expresado su apoyo a ese concepto, otros han dado prioridad al principio de la no discriminación entre los sectores. Los Miembros han formulado también numerosas preguntas sobre los instrumentos específicos aplicados para proteger y ayudar al sector agropecuario, y en particular la aplicación de aranceles, contingentes arancelarios, medidas MSF y subvenciones a la exportación.

Asimismo, los Miembros han solicitado información sobre otras materias, que incluyen las siguientes:

  • medidas adoptadas para fomentar y diversificar el comercio;

  • la brecha entre los tipos aplicados y los consolidados en el caso de ciertas manufacturas como los textiles y los vehículos de motor;

  • cargas de importación y gravámenes relativos al medio ambiente;

  • importación de productos amparados por patente;

  • examen de la legislación en materia de competencia;

  • actividades de las empresas del Estado, particularmente en lo relativo al tabaco y las bebidas alcohólicas;

  • función del Estado y privatización en las actividades de los sectores bancario, de telecomunicaciones, postal y del petróleo;

  • reglamentación y actividad en el transporte marítimo;

  • asistencia a la construcción naval, y

  • marco regulador de los servicios financieros.

Los Miembros agradecieron las respuestas orales y escritas completas facilitadas por la delegación noruega en el contexto de la presente reunión, así como el compromiso de Noruega de facilitar lo antes posible por escrito las respuestas a algunas preguntas adicionales.

En conclusión, mi impresión es que los Miembros han reconocido plenamente el éxito de Noruega en la prudente administración de una economía profusamente dotada de recursos naturales. Asimismo, se ha expresado el reconocimiento de la inteligente política que aplica Noruega con relación a la ayuda a los países en desarrollo, incluidos los menos adelantados. Se ha reconocido el esfuerzo de liberalización y desregulación realizado por Noruega desde su último Examen de las Políticas Comerciales y se la ha alentado a mantener ese rumbo. A ese respecto, varios Miembros han expresado el criterio de que la liberalización debe incluir también al sector agropecuario, tanto para ponerlo en conformidad con las políticas de Noruega en otros sectores, como para fortalecer el sistema multilateral de comercio en su conjunto.