EXÁMENES DE LA POLÍTICAS COMERCIALES: TAILANDIA
12 y 14 de noviembre de 2003

Observaciones formuladas por la Presidenta a modo de conclusión

175pxls.gif (835 bytes)
Ver también:
Comunicado de prensa: Una mayor apertura de la economía apoyaría la firmeza del crecimiento


Este cuarto Examen de las Políticas Comerciales de Tailandia ha contribuido sin duda a mejorar la comprensión de la evolución reciente que se ha producido en las políticas comerciales y relacionadas con el comercio de ese país. Nuestros debates se han facilitado gracias a la información aportada por la Embajadora Puangrat Asavapisit y su delegación, y a las incisivas observaciones de nuestro ponente, el Embajador Seixas Corrêa.

Los Miembros tomaron nota de la prudencia mostrada por Tailandia en los ámbitos de las políticas macroeconómicas, la liberalización del comercio y las reformas estructurales, incluidas las del sector financiero y empresarial, y alentaron a las autoridades a mantener el mismo enfoque que ha contribuido al desarrollo estable de la economía desde el último examen, realizado en 1999.

Los Miembros felicitaron a Tailandia por su participación activa en el sistema multilateral de comercio, incluido su apoyo al Programa de Doha para el Desarrollo. Al observar que Tailandia se ha ido involucrando cada vez en mayor grado en iniciativas comerciales bilaterales/regionales, algunos Miembros plantearon preguntas sobre las probables repercusiones de esos acuerdos. En este contexto, preguntaron cómo pensaba Tailandia abordar la complejidad añadida que las normas resultantes podrían representar para su régimen comercial y la compatibilidad de esos acuerdos con el sistema multilateral de comercio.

Los Miembros alentaron a Tailandia a continuar las reformas, incluidas las mejoras en los trámites aduaneros y la liberalización de las limitaciones al acceso de extranjeros a la propiedad. Los Miembros se mostraron preocupados por los aranceles relativamente elevados a los que hacen frente sus exportaciones a Tailandia, en particular en el ámbito agropecuario. Pidieron más transparencia en el régimen arancelario, la reducción de los tipos arancelarios y la progresividad arancelaria, y un acercamiento entre los tipos arancelarios consolidados y los aplicados. Asimismo, los Miembros también alentaron a Tailandia a aumentar la transparencia de su régimen de licencias de importación.

Si bien se tomó nota de diversas leyes y reglamentos nuevos en materia de protección de los derechos de propiedad intelectual, los Miembros alentaron a Tailandia a seguir esforzándose en combatir la infracción de estos derechos. Algunos Miembros solicitaron aclaraciones sobre los acontecimientos relativos al régimen reglamentario de Tailandia en el sector de las telecomunicaciones.

Los Miembros también pidieron aclaraciones sobre otras cuestiones, principalmente las siguientes: desequilibrios regionales dentro del país; medidas excepcionales; normas y medidas sanitarias y fitosanitarias; contratación pública; prescripciones en materia de contenido local; derechos y controles de exportación; incentivos a las inversiones; subvenciones; privatización; política de competencia; liberalización del comercio de productos agropecuarios y pesqueros; y reforma del sector de la energía y otros sectores de servicios.

Los Miembros expresaron su agradecimiento por las respuestas orales y escritas facilitadas por la delegación de Tailandia; aguardaban con interés las respuestas a las preguntas pendientes.

Así concluye nuestro cuarto Examen de las Políticas Comerciales de Tailandia. El gran número de preguntas formuladas por anticipado, las numerosas intervenciones y el elevado nivel de asistencia ponen de manifiesto el importante papel que desempeña Tailandia en la OMC. En este contexto, aliento a Tailandia a seguir apoyando, tan firmemente como hasta ahora, el sistema multilateral de comercio.