EXÁMENES DE LA POLÍTICAS COMERCIALES: QATAR
21 y 23 de febrero de 2005

Observaciones formuladas por el Presidente a modo de conclusión

175pxls.gif (835 bytes)
Ver también:
Comunicado de prensa: Nuevas reformas contribuirían a mantener un crecimiento económico que ya es impresionante


Este primer Examen de las Políticas Comerciales de Qatar nos ha permitido comprender mejor las políticas comerciales y relacionadas con el comercio de este país, así como los retos a los que se enfrenta. El excelente informe preparado por Qatar ha sido útil, pues ha brindado la oportunidad de llevar a cabo un examen interno de las políticas comerciales, y la evaluación completa hecha por la Secretaría de la OMC nos ha ofrecido a todos una valiosa referencia. El debate que hemos mantenido, estimulado por la plena y abierta participación de la delegación de alto nivel de Qatar –liderada por el Excmo. Jeque Sheikh Mohammed bin Ahmed bin Jassim Al-Thani, Ministro de Economía y Comercio-, las perspicaces observaciones del ponente y las sensatas intervenciones de otras delegaciones, ha contribuido también a nuestra mayor comprensión merced a un intercambio directo entre los Miembros.

Los Miembros han encomiado a Qatar por los impresionantes resultados económicos logrados en los últimos años, producto tanto de las reformas macroeconómicas y la estrategia de desarrollo que viene aplicando desde mediados del decenio de 1990, como de los elevados ingresos obtenidos de las exportaciones de petróleo y gas natural desde mediados de 1999. Los Miembros también han apreciado los esfuerzos de Qatar por diversificar su economía para disminuir su dependencia del petróleo crudo y por lograr la equidad intergeneracional en la explotación de sus recursos no renovables, a través de proyectos relacionados con la salud, la educación y la infraestructura. También se han acogido favorablemente las medidas adoptadas recientemente por Qatar con miras a mejorar el entorno económico y liberalizar su régimen de inversiones, aunque algunas delegaciones han señalado que dicho régimen sigue siendo restrictivo en determinadas actividades fundamentales como las de banca, seguros y servicios comerciales, algunas de las cuales siguen estando dominadas por las empresas públicas.

Los Miembros han agradecido la hospitalidad de Qatar durante la Cuarta Conferencia Ministerial, en la que se inició el Programa de Doha para el Desarrollo, y han alentado al país a aumentar su participación en las actividades de la OMC y a cumplir plenamente sus obligaciones en materia de notificación. El mercado de Qatar muestra una gran apertura a todos los productos, y la mayor parte de su comercio se ha liberalizado sobre una base NMF. No obstante, se ha señalado que tras la aplicación por Qatar, el 1º de enero de 2003, del arancel exterior común del Consejo de Cooperación del Golfo (GCC) se produjo un ligero incremento en la protección de determinadas industrias. En este sentido, los Miembros han instado a Qatar a que adopte medidas para poner su régimen arancelario en plena conformidad con las normas de la OMC. Además, se ha expresado preocupación por el hecho de que las importaciones paralelas de determinados productos estén sujetas a una comisión del 5 por ciento y por el cumplimiento de las disposiciones de la OMC en materia de valoración en aduana.

Algunos Miembros han preguntado sobre la intención de Qatar de adoptar disposiciones legislativas sobre medidas comerciales correctivas especiales y política de competencia y han alentado a Qatar a modificar su régimen de contratación pública para eliminar, entre otras cosas, el requisito de valerse de agentes nacionales y las preferencias de precios para los productos nacionales y los productos de los países del GCC. Los Miembros también han pedido aclaraciones adicionales sobre lo siguiente: negociaciones sobre comercio preferencial; restricciones a la importación (prohibiciones, licencias de importación); sistemas de incentivos y controles de precios; OTC y MSF; protección de los derechos de propiedad intelectual; agricultura (seguridad alimentaria y ayudas del Estado); petróleo, gas natural y electricidad (intervención del Estado y mayor diversificación); sector manufacturero (programa “Qatarización de la Calidad”); y servicios (compromisos derivados del AGCS, servicios financieros, servicios de telecomunicaciones, transporte, turismo).

Los Miembros han agradecido las respuestas proporcionadas por la delegación de Qatar, incluidas las aclaraciones con respecto a los procedimientos de valoración en aduana.
En conclusión, aliento a Qatar a proseguir la aplicación de sus ya impresionantes reformas, en particular la mejora de sus compromisos multilaterales, con miras a mejorar la transparencia, la previsibilidad y la credibilidad de su régimen comercial, así como la adhesión a los principios de la OMC. Invito a los Miembros de la OMC a que ayuden a Qatar prestando la asistencia técnica adecuada, inclusive en materia de creación de capacidad, y a que abran más sus mercados a los productos hacia los cuales Qatar está diversificando sus exportaciones.