VIGILANCIA DEL COMERCIO

Más información

  

“Las perturbaciones del comercio causadas por las conmociones de los tres últimos años han colocado la seguridad económica en el primer plano de los debates sobre políticas. Sin embargo, lo que hemos visto en este período es que el comercio mundial abierto, anclado en el sistema multilateral de comercio, es un poderoso motor de la seguridad económica, que permite que los Miembros de la OMC tengan produzcan y accedan mejor a alimentos, suministros médicos y otros productos esenciales”, dijo la Dra. Ngozi Okonjo-Iweala, Directora General de la OMC.

“Es de agradecer que las economías del G20 hayan adoptado más medidas para facilitar las importaciones, subrayando que el comercio es una herramienta para luchar contra las presiones inflacionistas. Les ruego que muestren liderazgo y continúen reduciendo el número y la cobertura comercial de las restricciones a la exportación, en particular en relación con los productos alimenticios, los piensos y los abonos, a fin de ayudar a mitigar la volatilidad de precios que dificulta la vida de las personas en todo el mundo.”

En el Informe de Vigilancia del Comercio del G20 se hace referencia a la próxima Decimotercera Conferencia Ministerial de la OMC (CM13), que se celebrará en febrero de 2024, una oportunidad clave para que los Miembros de la OMC refuercen el sistema multilateral de comercio y la previsibilidad que ofrece a la economía mundial.

“Las economías del G20 deben mostrar moderación al aplicar medidas restrictivas del comercio y ejercer su liderazgo para apoyar el comercio abierto y mutuamente beneficioso. Su iniciativa y liderazgo, entre este momento y la CM13, serán fundamentales para obtener resultados”, señaló la Directora General Okonjo-Iweala.

El informe se publica en un contexto de pronunciado debilitamiento del comercio de mercancías, que se desplomó durante el cuarto trimestre de 2022 y parece haber permanecido por debajo de las tendencias en el primer trimestre de 2023. Se prevé que el volumen del comercio mundial de mercancías descienda del 2,7% en 2022 al 1,7% en 2023, antes de recuperarse hasta un 3,2% en 2024.

En el informe se señala el aumento, desde 2020, de la aplicación de nuevas restricciones a la exportación por los Miembros de la OMC, al principio en el contexto de la pandemia y posteriormente , por la guerra en Ucrania y la crisis de seguridad alimentaria. Estos acontecimientos se describieron por primera vez en el Informe de Vigilancia del Comercio del G20 de noviembre de 2022.

A mediados de mayo de 2023, los Miembros de la OMC todavía tenían en vigor 63 restricciones a la exportación de productos alimenticios, piensos y abonos, una disminución del total de 101 que se habían introducido desde el inicio de la guerra en Ucrania. Además, seguían en vigor 21 restricciones a la exportación relacionadas con la COVID-19. De todas ellas, las economías del G20 mantenían 19 de las restricciones a la exportación de alimentos, piensos y abonos, y 12 de las restricciones a la exportación relacionadas con la pandemia.

Se ha observado una pauta similar para la trayectoria de las restricciones del comercio introducidas a raíz de ambas crisis. Las prohibiciones de exportación iniciales, a menudo globales, fueron posteriormente sustituidas con otras restricciones, tales como contingentes y prescripciones en materia de licencias, y muchas de ellas se notificaron más tarde a la OMC.

En el informe se señala que, desde el punto de vista de la transparencia, esto es importante: proporciona información clara a los mercados y refleja el compromiso con las prescripciones establecidas en las normas del comercio multilateral.

Durante el período objeto del examen, las economías del G20 introdujeron 77 nuevas medidas de facilitación y 41 medidas de restricción del comercio de mercancías. En su mayoría, eran medidas relacionadas con la importación. La cobertura comercial de las medidas de facilitación del comercio del G20 se estimó en USD 691.000 millones (un aumento con respecto a los USD 451.800 millones en el último informe, publicado en noviembre de 2022) y la de las medidas de restricción del comercio ascendió a USD 88.000 millones (una disminución con respecto a USD 160.100 millones).

En general, no hay indicios de un desmantelamiento del número acumulado de restricciones a la importación del G20 introducidas desde la crisis financiera mundial. Para finales de 2022, el 11,1% de las importaciones del G20 se veían afectadas por restricciones de la importación aplicadas desde 2009 y que siguen en vigor.

En cuanto al número de medidas comerciales correctivas iniciadas, el promedio del período abarcado por el informe aumentó ligeramente en comparación con los dos últimos informes, pero se mantuvo por debajo del nivel máximo de 2020. Las medidas comerciales correctivas siguieron siendo un importante instrumento de política comercial para la mayoría de las economías del G20, y representaron el 52% del total de las medidas comerciales sobre el comercio de mercancías no relacionadas con la COVID-19 registradas en el informe. Las medidas antidumping siguieron siendo el tipo de medida comercial correctiva más habitual, tanto en lo que se refiere a la iniciación como a la revocación de medidas.

La significativa disminución del número de iniciaciones de medidas comerciales correctivas desde 2021 puede representar los esfuerzos de los miembros por garantizar que sus territorios tengan suficientes existencias que sean accesibles de una amplia gama de productos.

Con respecto al comercio de servicios, las economías del G20 introdujeron unas 34 nuevas medidas durante el período objeto del informe, en su mayoría de facilitación del comercio, por ejemplo en lo que respecta a la presencia comercial de un proveedor de servicios o a la presencia de personas físicas de un miembro en el territorio de otro miembro. Por otra parte, algunas nuevas política parecían restringir el comercio, tales como las medidas que afectan a los servicios de comunicaciones y las políticas nuevas y revisadas relativas al control de la inversión extranjera.

En el período objeto del informe se observó la introducción de numerosas nuevas medidas de apoyo económico por las economías del G20, entre ellas programas de reducción del impacto ambiental, planes de producción de energía renovable y apoyo a la eficiencia energética y la descarbonización. Otras medidas incluyeron diversos programas de ayuda al sector agropecuario.

La Secretaría de la OMC prepara los informes de vigilancia del comercio de la OMC desde 2009. El G20 está integrado por: Alemania, Reino de la Arabia Saudita, Argentina, Australia, Brasil, Canadá, China, República de Corea, Estados Unidos, Federación de Rusia, Francia, India, Indonesia, Italia, Japón, México, Reino Unido, Sudáfrica, Türkiye y Unión Europea.

Compartir

Compartir


Si tiene problemas para visualizar esta página,
sírvase ponerse en contacto con [email protected], y proporcionar detalles sobre el sistema operativo y el navegador que está utilizando.