EXÁMENES DE LA POLÍTICAS COMERCIALES: SUIZA/LIECHTENSTEIN
15 y 17 diciembre de 2004

Observaciones formuladas por la Presidenta a modo de conclusión

175pxls.gif (835 bytes)
Ver también:
Comunicado de prensa: La ampliación de la apertura multilateral de los mercados brindaría mayores ventajas


El segundo examen conjunto de Suiza y Liechtenstein ha sido informativo, abierto y ha inducido a la reflexión. Las dos delegaciones, presididas por los Embajadores Wasescha y Frick, han participado con un alto nivel de cooperación. Las agudas observaciones de nuestro ponente, el Embajador Ujal Singh Bhatia, y la participación activa de muchos Miembros nos han sido de gran provecho.

Los Miembros elogiaron a Suiza y Liechtenstein por sus reformas, adoptadas a través de iniciativas unilaterales y regionales, manteniendo al mismo tiempo a la OMC como la piedra angular de sus políticas de comercio exterior. Los Miembros también reconocieron los esfuerzos de cooperación técnica de Suiza en favor de los países en desarrollo y los que están en proceso de adhesión. Las dos economías han experimentado pautas de crecimiento diferentes desde el último examen de las políticas comerciales. El empleo en Liechtenstein ha crecido con rapidez y Suiza se recupera lentamente de un período prolongado de estancamiento económico. Liechtenstein se ha beneficiado mucho de su integración en el Espacio Económico Europeo. También Suiza ha estado tomando medidas para continuar integrando muchas esferas de política con las Comunidades Europeas. A este respecto, los Miembros preguntaron sobre los progresos en las dos series de acuerdos bilaterales entre Suiza y las Comunidades Europeas, particularmente en lo que se refiere a la armonización de sus normas sobre mercancías, servicios y circulación de personas. Se expresaron preocupaciones sobre los aspectos potencialmente discriminatorios de dicha integración regional para otros Miembros de la OMC.

Los Miembros observaron que la estructura arancelaria de Suiza y Liechtenstein es compleja. Su arancel común consiste totalmente en derechos específicos. Los Miembros preguntaron sobre los planes para basarse en derechos ad valorem y reducir los aranceles unilateralmente, así como sobre la valoración de las mercancías con fines de tributación interna. Los Miembros los elogiaron por mantener un nivel de protección bajo en general para los productos no agrícolas. Si bien algunos Miembros comparten la visión de política agrícola de esos países, otros destacaron el contraste entre su apertura en el comercio no agrícola y su alto nivel de protección para muchos productos agrícolas y alimenticios. Se expresaron preocupaciones sobre las perspectivas amplias de política agrícola y las medidas específicas, incluidas las subvenciones a la exportación, los pagos directos y los contingentes arancelarios y su administración mediante, entre otros, el sistema de “prise en charge”. Varios Miembros esperan con interés los progresos de la reforma agrícola de Suiza. Algunas delegaciones también preguntaron cuándo presentaría Suiza sus notificaciones sobre ayuda interna y subvenciones a la exportación que están pendientes desde hace tiempo.

Se hicieron varias preguntas sobre los reglamentos técnicos y sanitarios-fitosanitarios de Suiza, incluidos los sistemas de etiquetado, los reglamentos sobre los organismos modificados genéticamente y las medidas ambientales; y sobre la legislación en materia de propiedad intelectual, en particular sobre las indicaciones geográficas. Los Miembros elogiaron a ambos países por no haber emprendido acciones comerciales correctivas. Los Miembros vieron con agrado los esfuerzos en curso para aumentar la competencia interna, incluido el refuerzo considerable de la Ley sobre cárteles de Suiza y pidieron una mayor competencia en esferas sujetas aún a régimen de monopolio. Se señaló la importancia de los servicios para las dos economías y se hicieron preguntas sobre la evolución de las políticas de telecomunicaciones, turismo, electricidad y gas, construcción y servicios financieros, incluidos los temas del secreto bancario, la lucha contra el blanqueo de dinero y la evasión fiscal.

Los Miembros agradecieron las respuestas de las dos delegaciones y esperan con interés las respuestas escritas a las preguntas pendientes.

El presente examen ha dado a los Miembros la oportunidad de conocer mucho más a fondo la evolución de las políticas de Liechtenstein y Suiza desde 2000. El amplio interés demostrado por los Miembros se refleja en la profundidad de las intervenciones, las numerosas preguntas escritas por anticipado y las exhaustivas respuestas por escrito. Se destacó en varias ocasiones la importancia de continuar las reformas en las dos economías sobre una base NMF tanto externa como internamente y de una mayor liberalización especialmente en la agricultura. Quisiera agradecer a las dos delegaciones su buena disposición a cooperar en esta reunión y a los Miembros por su participación activa.