INFORME SOBRE EL COMERCIO MUNDIAL

Diapositivas

Más información

  

"Los servicios han pasado a ser un pilar indispensable de nuestras economías, desde la esfera logística a las finanzas o la informática. Representan más de dos tercios de la producción económica y generan más de dos tercios del empleo en los países en desarrollo y cuatro quintas partes del empleo en los países desarrollados.

"Sin embargo, los servicios también desempeñan un papel cada vez más importante en el comercio internacional. Las cadenas de valor mundiales de mercancías no podrían funcionar sin servicios logísticos ni de comunicaciones. Además, gracias a la digitalización, los servicios que antes debían prestarse presencialmente, como la educación, ahora pueden suministrarse a distancia. Con todo, en los debates sobre el comercio mundial a menudo se pasa por alto el tema de los servicios, y no siempre se es plenamente consciente de cuánto contribuyen al comercio mundial. Este informe tiene por objeto remediar esta situación", dijo el Director General Azevêdo en sus observaciones introductorias.

El discurso íntegro puede consultarse aquí.

En el informe se subraya que el comercio de servicios -que van desde los servicios de distribución a los servicios financieros- puede ayudar a los países a impulsar el crecimiento económico, aumentar la competitividad de sus empresas y promover la inclusividad. En él se pone de relieve cómo ha seguido creciendo la parte que representan los servicios en el comercio internacional, y cómo afectarán la tecnología, el cambio climático, el aumento de los ingresos y los cambios demográficos al comercio de servicios en el futuro. Asimismo, se sugieren modos de maximizar el potencial del comercio de servicios en todo el mundo en los años venideros.

Como promedio, los servicios representan alrededor de la mitad del PIB mundial. En el caso de las economías desarrolladas, constituyen tres cuartas partes del PIB, y su proporción está aumentando rápidamente en las economías en desarrollo.

Según el informe, el comercio de servicios ha crecido un 5,4% anual desde 2005, mientras que el comercio de mercancías ha crecido un 4,6% de promedio. El comercio de servicios de informática e investigación y desarrollo es el que ha experimentado un crecimiento anual más rápido en los 10 últimos años. Según el modelo de comercio mundial de la OMC, un nuevo modelo comercial cuantitativo utilizado por la OMC para hacer proyecciones sobre el comercio mundial, la participación de los servicios en el comercio mundial podría aumentar un 50% para 2040, gracias a la disminución de los costos comerciales y a la menor necesidad de interacción presencial debido a la digitalización. Ese crecimiento también depende de que se reduzcan los obstáculos de política al comercio de servicios.

Muchas economías en desarrollo se están orientando cada vez más a los servicios, y su participación en el comercio mundial de servicios ha crecido más de 10 puntos porcentuales desde 2005. Sin embargo, el comercio de servicios se concentra en cinco economías en desarrollo -China; Hong Kong, China; la India; la República de Corea y Singapur-, que en 2017 representaban más del 50% del comercio de servicios de las economías en desarrollo.

Según el informe, el comercio de servicios puede ayudar a las mujeres y a las microempresas y pequeñas y medianas empresas (MIPYME) a desempeñar un papel más activo en el comercio mundial, en particular en las economías en desarrollo, contribuyendo así a reducir la desigualdad económica. Cuando las MIPYME de los países en desarrollo empiezan a exportar servicios, suelen ser empresas más recientes que cuando se trata de empresas manufactureras; de media, dos años más recientes. Sin embargo, exportan menos del 5% de las ventas totales. Los servicios son la principal fuente de empleo para las mujeres, pero los sectores de servicios que generan la mayor parte del empleo femenino han sido hasta la fecha los menos activos en el plano comercial.

Pese a haber descendido un 9% entre 2000 y 2017, los obstáculos al comercio de servicios siguen siendo muy superiores a los obstáculos al comercio de mercancías, en gran medida por las limitadas posibilidades de suministrar determinados servicios de manera transfronteriza, y porque muchos sectores de servicios están muy regulados.

Las tecnologías son clave para el comercio de servicios, ya que permiten el comercio transfronterizo de servicios que tradicionalmente requerían una interacción presencial. Las tecnologías digitales también están reduciendo el costo del comercio de servicios. Según el informe, si los países en desarrollo logran adoptar las tecnologías digitales, su participación en el comercio mundial de servicios podría aumentar alrededor de un 15% para 2040.

En el informe se señala que, en el caso del comercio de servicios, los obstáculos de política ‑fundamentalmente, medidas normativas- son mucho más complejos que en el comercio de mercancías. Los autores del informe señalan que, para que el comercio de servicios se convierta en un potente motor de crecimiento económico, habrá que intensificar la cooperación internacional en la esfera del desarrollo y la lucha contra la pobreza, y habrá que encontrar nuevas maneras de impulsar la cooperación comercial y hacer de los servicios un elemento central de la política comercial.

El informe se puede descargar del sitio web de la OMC, y se pueden adquirir ejemplares impresos en la librería en línea de la OMC.

El resumen del informe puede consultarse aquí.

Para más información sobre el comercio de servicios en la OMC, haga clic aquí.

 

Compartir

wtr17

Descargar informe completo

Descargar

Encargar la publicación impresa

Encargar

Ver animación

Ver

Compartir


Fotos
Photo gallery Ver diapositivas

Si tiene problemas para visualizar esta página,
sírvase ponerse en contacto con webmaster@wto.org, y proporcionar detalles sobre el sistema operativo y el navegador que está utilizando.