AGRICULTURA: CUESTIONES

Seguridad alimentaria

Se considera que las personas gozan de “seguridad alimentaria” cuando tienen acceso a suficientes alimentos inocuos y nutritivos para llevar una vida sana y activa. En la OMC, la labor relativa a la seguridad alimentaria se desarrolla en el Comité de Agricultura. La OMC también aporta conocimientos especializados a un Sistema de Información sobre los Mercados Agrícolas (SIMA), según recomendó el Equipo Especial de Alto Nivel sobre la crisis de la seguridad alimentaria mundial de las Naciones Unidas, del que es miembro la Organización.

En 2013, los Miembros de la OMC acordaron negociar y hallar una solución permanente para la cuestión de los programas de constitución de existencias públicas con fines de seguridad alimentaria. En el marco de esos programas, los países en desarrollo compran y almacenan alimentos y los distribuyen a las personas necesitadas. No obstante, algunos de esos programas entrañan el otorgamiento de ayuda a los agricultores y se consideran, por tanto, causantes de distorsión del comercio.

 

Véase también:
> Medidas sanitarias y fitosanitarias
Inocuidad de los alimentos, salud de los animales y preservación de los vegetales
> Fondo para la Aplicación de Normas y el Fomento del Comercio
Ayudar a los países en desarrollo a cumplir las normas alimentarias y sanitarias

La situación más reciente: información sobre el mercado

La OMC está trabajando con otras ocho organizaciones internacionales sobre un Sistema de Información sobre los Mercados Agrícolas (SIMA). El sistema se utiliza para detectar condiciones de mercado anormales que podrían afectar a la seguridad alimentaria y formular estrategias bien documentadas y coordinadas para afrontar esas condiciones.

El sistema de información es el resultado de una recomendación formulada por un grupo de organizaciones, incluida la OMC, en su informe sobre “Volatilidad de los precios en los mercados de productos alimenticios y agrícolas: Respuestas de política”, presentado en junio de 2011 a las reuniones de las principales economías del G-20. La OMC aporta conocimientos especializados, principalmente facilitando información sobre las políticas comerciales que los Miembros han notificado a la Organización.

Para consultar los informes sobre vigilancia del mercado producidos por el SIMA, haga clic aquí.

Véase también la FAO sobre la Situación Alimentaria Mundial.

 

Constitución de existencias públicas con fines de seguridad alimentaria

Algunos gobiernos utilizan programas de constitución de existencias públicas para comprar y almacenar alimentos y distribuirlos a las personas necesitadas. Aunque la seguridad alimentaria es un objetivo de política legítimo, se considera que algunos programas de constitución de existencias distorsionan el comercio cuando entrañan compras a los agricultores a precios fijados por los gobiernos, es decir, a precios “administrados” o “de sostenimiento”.

En la Conferencia Ministerial de Bali, celebrada en 2013, los Ministros acordaron que, con carácter provisional, los programas de constitución de existencias públicas de los países en desarrollo no serían impugnados jurídicamente aunque un país rebasara los límites convenidos para la ayuda interna causante de distorsión del comercio. Acordaron asimismo negociar una solución permanente para esta cuestión.

En una Decisión sobre la constitución de existencias públicas adoptada en la Conferencia Ministerial celebrada en Nairobi en 2015 se reafirmaba ese compromiso y se alentaba a los Miembros de la OMC a que hicieran todos los esfuerzos concertados posibles a fin de acordar una solución permanente.

> Más información

 

Equipo Especial de Alto Nivel

La OMC se sumó al Equipo Especial de Alto Nivel sobre la crisis de la seguridad alimentaria mundial en abril de 2008, a raíz de la subida vertiginosa de los precios de los alimentos. El Equipo Especial, presidido por el Secretario General de las Naciones Unidas, está integrado por los Directores u otros funcionarios representantes de 22 organizaciones internacionales, incluida la OMC, y de órganos pertinentes de la Secretaría de las Naciones Unidas.

En julio de 2008, el Equipo Especial elaboró su primer marco para la acción en el que se esbozaban la estrategia y los principios rectores y se adoptaba un enfoque global sobre la seguridad alimentaria que abarcaba los siguientes aspectos: disponibilidad de alimentos, acceso, estabilidad y utilización.

En septiembre de 2010 se actualizó el marco para abarcar un conjunto más amplio de cuestiones y abordar más en detalle todos los aspectos relativos a la seguridad alimentaria y nutricional. La Secretaría de la OMC y otros organismos participantes en el Equipo Especial han contribuido a la elaboración del marco.